JBS estaría cerca de renegociar su deuda con bancos

Por Fabiana Batista, Felipe Marques y Cristiane Lucchesi.

El productor brasileño de carne JBS SA está cerca de renegociar unos 22.000 millones de reales (US$6.600 millones) de deuda con bancos, según personas familiarizadas con el tema.

JBS acordó pagar por adelantado el 10 por ciento de la deuda a cambio de una extensión de 12 meses a su vencimiento, que actualmente es de 18 meses en promedio, dijeron las personas, que pidieron no ser identificadas porque las discusiones son privadas.

La compañía con sede en Sao Paulo, el mayor productor de carne del mundo, también se comprometió a reducir su deuda neta en dos años a tres veces la ganancia antes de impuestos, intereses, depreciación y amortización de JBS, principalmente a través de ventas de activos. La relación era de 4,2 en el primer trimestre.

Los cinco mayores acreedores de JBS en Brasil –Banco do Brasil SA, Caixa Econômica Federal, Banco Santander Brasil SA y Banco Bradesco SA– han aceptado la propuesta de la compañía, que también incluye ofrecer más garantías, dijeron las personas. Otro banco, Itaú Unibanco Holding SA, está presionando por un mayor pago inicial, dijeron las personas.

JBS declinó hacer comentarios sobre los términos de cualquier acuerdo, pero dijo el jueves en un comunicado que ha mantenido “discusiones productivas y constructivas” con las instituciones financieras. La compañía también señaló que está cumpliendo con todos sus compromisos con los bancos y no hay pagos de deuda pendientes. Portavoces de las entidades financieras declinaron formular comentarios sobre las discusiones.

Multa récord

JBS y Brasil se hundieron en una crisis el mes pasado tras la revelación de que dos miembros de la familia Batista, que controla la compañía, confesaron haber pagado sobornos a funcionarios del gobierno. El holding de la familia, J&F Investimentos SA, acordó pagar una multa récord de 10.300 millones de reales durante 25 años como parte de un acuerdo sobre sobornos y otros delitos. Los Batista también acordaron pagar por separado 225 millones de reales en multas y no enfrentarán un juicio.

La turbulencia ha impulsado a JBS y J&F a vender activos para pagar la deuda. La deuda bancaria total de JBS era de 23.800 millones de reales en el primer trimestre, según un informe de la analista Natalia Corfield de JPMorgan Chase & Co.

JBS dijo el 20 de junio que planea recaudar cerca de 6.000 millones de reales por medio de la venta de activos, que incluyen un productor de pollo en el Reino Unido y operaciones pertenecientes a Five Rivers Cattle Feeding, la compañía más grande de su tipo. Dos semanas antes, JBS acordó vender las operaciones de carne de vacuno en Paraguay, Argentina y Uruguay a Minerva SA, su mayor rival local, por US$300 millones. La venta fue suspendida por un tribunal federal esta semana. JBS dijo que apelará la decisión.